¿Es AMD el enemigo que Linux debe derrotar?

La verdad es que siempre me he sentido como un hombre sin suerte. Cuando usaba Windows siempre tenía AMD como tarjeta gráfica, pero desde mi conversión a GNU/Linux la verdad es que esta marca no ha hecho más que darme problemas a través de unos drivers pésimos que, según para qué cosas, son peores que hasta los libres.



Con esto no quiero que se tome esto como un ataque a AMD en todos los ámbitos, ya que esta empresa patrocina a OpenSuse y colabora estrechamente con Linux en el tema de los servidores y supercomputadoras. El problema está en el desktop, donde AMD parece que siempre ha usado a los usuarios de GNU/Linux como papel para el culo.

Después de muchos años (ya llevo unos pocos como usuario de GNU/Linux) los drivers privativos de AMD siguen apestando a base de bien a pesar de haber mejorado notablemente, pero es innegable que a pesar de la mejoría (sobre todo en el consumo de recursos) estos siguen teniendo una calidad insuficiente, tanto que no me motivan a instalarlos en GNU/Linux, ya que en KDE padezco desapariciones de gráficos y la consola se me ve fea, a baja resolución. Se que esto último se puede arreglar, pero oye, creo que esto no puede ser tan difícil, no es admisible, porque no todos queremos invertir horas rompiéndonos la cabeza en configurar una estúpida tarjeta gráfica.

Lo peor de todo es que poco importa lo que reclamemos, ya que en el desktop GNU/Linux sigue teniendo una presencia poco más que testimonial, lo que hace que las razones de AMD para usarnos como papel para el culo están "justificadas".

La gracia viene a que nuestra única esperanza viene de otro software privativo, Steam, que parece que va creciendo en GNU/Linux. Si el plano de los videojuegos sigue creciendo en GNU/Linux este año (si sigue la tendencia podría haber más usuarios de Steam de Linux que de OS X) es posible que tanto nVidia y sobre todo AMD se curren por fin los drivers que GNU/Linux merece para rendir "como Dios manda" en el escritorio. Con esto no estoy rajando de GNU/Linux a nivel de desktop, lo uso a diario y estoy muy contento, pero creo que los fabricantes podrían dar algo más de si. Pese a todo, doy gracias que el driver libre cumple muy bien su función, aunque la tarjeta gráfica alcanza unas temperaturas una tanto inaceptables y no se le puede exigir gran cosa a nivel de aceleración 3D, pero me permite tener una experiencia plena en KDE, algo es algo.

En fin, sinceramente, estoy hasta las narices del daño que hace AMD al Linux desktop, no se qué tiene esta empresa contra nosotros, pero la verdad es que ya está bien, ya basta de que se siga riendo de nosotros. Me da a mi que AMD necesita un fuck you de Torvalds.

Mientras tanto, no volveré jamás a comprar nada AMD hasta que esta empresa se tome el sector desktop de Linux en serio, cosa que hoy está lejos de hacer.

Comentarios

  1. Saludos amigo.
    Estoy muy de acuerdo con tu opinión. hace 2 años cambie de tarjeta gráfica y tuve la oportunidad de continuar con nVidia pero lo tantos comentarios encontrados y la falsa esperanza de que el driver opensource de AMD en Linux había madurado lo suficiente, decidí comprar una gráfica AMD.
    Soy usuario de OpenSuSE y la versión 12.2 con los drivers privativos me generaban infinidades de cuelgues, a tal punto que tuve que retirar la tarjeta gráfica y santo remedio. El usar el driver radeon (opensource) genera muy altas temperaturas, en lo personal de 10 a 15ºC, lo que para mí es un estrés muy alto para el hardware cuyo rendimiento en Linux es asqueroso.

    ResponderEliminar
  2. Bueno, yo no estoy descontento con el rendimiento del driver Open Source, pero la verdad es que ATI no me la oportunidad de jugar a Team Fortress 2 en Linux, por ejemplo.

    Tanto nVidia como AMD usan Linux como papel para limpiarse el culo, aunque parece que nVidia poco a poco se está bajando del borrico y más después de que AMD la borrara del mundo de las consolas, parece que atar el mercado de Linux se ha convertido en una prioridad para nVidia.

    AMD sirve si no vas a exigirle mucho a tu gráfica, pero si quieres alto rendimiento o tiras para nVidia o nada.

    Las integradas Intel también van muy bien en Linux ya que la empresa libera los drivers que van directo al kernel, pero claro, no se pueden comparar en rendimiento a nVidia.

    ResponderEliminar
  3. te recomiendo que eches un ojo a este video: https://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=aCmpa3xt510 PD : mencionarme en Twitter @DioxCorp y hablamos.

    ResponderEliminar
  4. Pues parece que nVidia no me va del todo bien que digamos, porque a mi en Ubuntu 13.10 me da problemas. Cuando uso los drivers privativos que incluye Ubuntu, a las 4 o 5hs el sistema crashea mostrándome artifacts obligándome a reiniciar el sistema, y después el informe de errores me dice que hubo un crash con Xorg, ese problema es algo muy extraño ya que no encontré nada en la web más alla de algunos reportes de bug en Launchpad. Con el driver nouveau no hay problemas, pero no sirve para jugar así que si o si necesito el privativo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. nVidia tampoco es que se esté luciendo en los últimos tiempos.

      En Ubuntu 12.04 tengo problemillas con la reproducción de vídeo sin saber qué, pero hay distorsiones donde hay mucho movimiento y brusco (da igual que sea Flash o un vídeo en mi disco duro) y con OpenSuse 13.1 este problema no me da, pero muchas aplicaciones GTK se muestran altamente inestables, también alguna Qt, como Clementine. Con Fedora no tuve ningún problema. Habrá que ver si SteamOS anima a nVidia a hacerlo mejor.

      Quien diría que echaría de menos mi difunta HD3870, al menos daba igual la distribución que usara, todas iban perfectamente con el driver libre.

      Eliminar
  5. Dos años después.... La cosa sigue sin mejorar... y eso que mi tarjeta es de 2012.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares